Desde que estalló la guerra hace más de una década, el número de infantes que necesitan asistencia en Siria incrementó al punto de alcanzar una cifra récord, así lo aseguró el domingo Naciones Unidas. Además, advierte que los fondos “están disminuyendo”, lo que afecta a las luchas de los niños.

Ningún lugar es seguro para los niños sirios, por los bombardeos

“Los niños de Siria han sufrido durante demasiado tiempo y no deberían seguir sufriendo”, dijo la agencia de la ONU para la infancia en un comunicado. UNICEF explicó que se enfrenta a una grave escasez de fondos para proporcionar ayuda.

“La financiación de las operaciones humanitarias está, mientras tanto, disminuyendo rápidamente”, dijo Khodr, asegurando que “UNICEF ha recibido menos de la mitad de sus necesidades de financiación para este año”.

EFE/AHMED MARDNLI/Archivo

EFE/AHMED MARDNLI/Archivo (AHMED MARDNLI AHMED MARDNLI/)

Un total de 9,3 millones de niños sirios necesitan ayuda tanto dentro del país como en las regiones a las que han huido, dijo a la AFP Juliette Touma, portavoz de UNICEF. La cifra se ha convertido en el número más alto registrado desde el comienzo de la crisis.

Niños, el duro drama en los años de guerra en Siria

Además, los niños de países de vecinos sufren de igual forma la carencia de recursos. Según Touma, son 2,8 millones de niños sirios refugiados en zonas aledañas, quienes también dependen de la asistencia.

“Las necesidades de los niños, tanto dentro de Siria como en los países vecinos, son cada vez mayores”, dijo Adele Khodr, jefa de UNICEF para Oriente Medio. El panorama es pobre. Según las fuentes son muchas las familias que tienen dificultades para llegar a fin de mes debido al costo de los suministros básicos, donde se incluyen los alimentos. Adele Khodr explica que el alza de los precios se debe, en parte como resultado de la crisis en Ucrania.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.