Ayman Al-Zawahiri, el líder de Al Qaeda que asumió el puesto tras la muerte de Osama Bin Laden, fue asesinado por Estados Unidos en Afganistán. Una Hellfire R9X, conocida como una “bomba ninja” por medio de un dron fue el arma que usaron para acabar con su vida.

Esta arma ha sido usada previamente por la inteligencia estadounidense para matar a terroristas sin que haya muertes accidentales de civiles. Se popularizó tras el asesinato de Abu al-Khayr al-Masri en 2017, la mano derecha de Al-Zawahiri.

Hellfire R9X

La “bomba ninja” es una modificación del misil Hellfire, que funciona por aire y tierra y es guiado por láser y tienen capacidad antitanque. Sus hojas de espada son lo que permiten causar daño al objetivo sin que nadie alrededor salga afectado.

El R9X “viene equipado con un tipo diferente de carga útil: un halo de seis palas largas que se guardan en el interior y luego se despliegan a través de la piel del misil segundos antes del impacto para asegurarse de que desmenuce cualquier cosa en su camino”, explica el Wall Street Journal.

Ayman Al-Zawahiri

El hombre egipcio de 71 años, un cirujano que se convirtió en la mano derecha de Osama Bin Laden, fue asesinado durante una operación antiterrorista.

Su nombre figuraba entre los más buscados del FBI y se ofrecían 25 millones de dólares de recompensa por su captura, tras los eventos del 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos.

Foto de archivo del líder de Al Qaeda, Ayman al Zawahiri. EFE/AL ARABIYA

Foto de archivo del líder de Al Qaeda, Ayman al Zawahiri. EFE/AL ARABIYA (AL ARABIYA TELEVISION/HANDOUT AL ARABIYA TELEVISION/HANDOUT/)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *